Buscar

diario de un jeiter

Categoría

Gato

Plana

En una metáfora efectista y efectiva, mi gata decidió tirar al mundo de su pedestal; es decir, tiró al suelo un globo terráqueo que tengo y rompió la base. El globo giró unos centímetros hasta que se atrancó mientras la... Seguir leyendo →

Un lindo gatito

Hace tres semanas, apenas cinco meses después de que muriera mi gata, llegó a tocar a mi puerta una amiga de quien ya he hablado en este espacio, aunque su identidad he mantenido en el anonimato. Eran las 10 de... Seguir leyendo →

Una caja

Hoy se cumplen cuatro meses de que murió mi gata luego de que pasamos más de quince años juntos. A pesar de prever el deceso, de que se trataba de una mascota, de que no sufrió, a pesar de racionalizarlo,... Seguir leyendo →

Un gato, todos los gatos

Lo que más me gusta de los gatos es su impostura. De día, frente al mundo, son altivos, elegantes, soberbios; pero escondidos en la somnolencia de la noche pierden la careta y se acurrucan, despanzurrados, con las pupilas dilatadas como... Seguir leyendo →

En el borde

Un gato es capaz de posarse sobre el barandal de un balcón, tener el abismo a un lado, guardar perfecto equilibrio y estar tan tranquilo como si estuviera echado en la cama. Yo no. Si yo estuviera en el borde,... Seguir leyendo →

Mi sombra, mi gato

A veces pienso que mi gato es en realidad mi sombra. O viceversa. A veces, mi gato, pasa horas detrás de mí, en silencio, cuidándome las espaldas, totalmente desapercibido. Como una sombra. Y hay otras veces en que mi sombra... Seguir leyendo →

Asterisco

El lunes pasado desperté totalmente maltrecho: dolor de garganta, dolor de cabeza, dolor en todo el cuerpo y fiebre. Vamos, como si me hubieran puesto una feroz madriza y yo ni las manos (en plan Canelo-Chávez). Acabé, de lo mal que... Seguir leyendo →

A mi gata no se le ve el colmillo

La pasada fue una semana difícil, por decir lo menos. Primero, tuve que llevar a mi gata al veterinario. Al final fueron tres visitas, pruebas de sangre, anestesia general y la extracción de un colmillo y un molar. Además de... Seguir leyendo →

Tengo una gata que habla

Mientras escribo esto, mi gata está sentada en el suelo a un metro de distancia limpiándose su garra derecha. La lame, la ve, la vuelve a lamer y la vuelve a ver. Luego se pasa esa garra por la cara.... Seguir leyendo →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑